StartUp | Noticias | 16 DIC 2016

California prohíbe que los coches autónomos de Uber circulen sin un permiso previo

El Departamento de Vehículos Motorizados de California ha pedido a Uber Technologies que obtenga un permiso antes de probar sus coches autónomos en las carreteras de San Francisco, solicitud que la compañía de transporte privado ha impugnado.
Uber
John Ribeiro

El Departamento de Vehículos Motorizados (DMV) de California siempre ha fomentado la exploración responsable de coches autónomos, pero considera necesaria la obtención de un permiso para probar la tecnología y garantizar así la seguridad pública. “20 fabricantes ya han obtenido permisos para probar cientos de coches en las carreteras de California. Uber hará lo mismo”, ha asegurado el DMV a través de un comunicado. 

Después de haber comenzado a probar sus coches de conducción autónoma con algunos clientes en Pittsburgh (Pensilvania) el pasado mes de septiembre, la compañía decidió ayer empezar a realizar también pruebas en San Francisco. “A partir de hoy, los pilotos que soliciten un UberX en San Francisco serán emparejados con algún coche de conducción autónoma si está disponible”, ha escrito Uber en su página web.  

Así pues, la compañía de transporte ha impugnado la necesidad de contar con un permiso para poder realizar las pruebas, declarando que las normas aplican a los coches que pueden conducir sin que alguien los controle o los supervise. “Para nosotros es aún muy pronto y nuestros coches no están preparados para conducir sin que una persona los vigile”, afirmaba Uber en un post. 

Cuando comenzaron sus ensayos en Pittsburgh, explicó que sus coches autónomos tienen a un conductor en el asiento delantero porque requieren la intervención humana en muchas ocasiones, por ejemplo, en condiciones climatológicas adversas. 

Pero el DMV no ha estado de acuerdo con Uber. Tal como afirma, las regulaciones californianas exigen tener un permiso para probar un vehículo autónomo en las vías públicas, por lo que ha amenazado con llevar a cabo acciones legales si Uber no confirma inmediatamente que va a detener su iniciativa y a obtener un permiso. 

“El requisito de autorización cumple los importantes objetivos de la política pública de asegurar que aquellos que prueban los vehículos han proporcionado un nivel adecuado de responsabilidad financiera; han sido entrenados adecuadamente como conductores cualificados en el funcionamiento seguro de la tecnología autónoma; notificarán al DMV cuando los vehículos hayan estado envueltos en una colisión y especificarán las situaciones en las que la tecnología tuvo que ser desconectada por razones de seguridad”, detalló el DMV en una carta dirigida a Anthony Levandowski, jefe del Grupo de Tecnología Avanzada de Uber. 

Uber no ha comentado nada sobre esta carta ni ha respondido aún si retirará sus coches automáticos de la carretera hasta que se le entregue el permiso para probarlos. 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información