Logo Computerworld University

La excelencia de la profesión TI

Escudo Computerworld University

Ya no quedan excusas: hay que reinventarse, apelar a las emociones y al trabajo en equipo

El experimento global del teletrabajo que pronto alcanzará un año y medio de duración ha llevado a millones de personas a trabajar de una forma diferente

Lucia Bayce Filloy
Directora de Marketing y Comunicación de GFT

Comienza septiembre y las empresas encaran el último tramo del año, que ya podríamos decir que ha sido el de la recuperación. La peculiaridad para muchas será que recuperan de nuevo la presencialidad de una parte de sus empleados. Pero si algo hemos aprendido durante todo este tiempo del trabajo en remoto que es clave mejorar la comunicación interna y externa para el éxito de la empresa. Estamos en plena revolución de la información y nos enfrentamos a cambios fundamentales en nuestra manera de vivir y de trabajar. La diferencia está en que la revolución en curso ha supuesto en una sola década tantos cambios como la industrial a lo largo de un siglo.

El experimento global del teletrabajo que pronto alcanzará un año y medio de duración ha llevado a millones de personas a trabajar de una forma diferente. Cuando el confinamiento obligó a que las compañías cerrasen sus oficinas, la tecnología permitió que muchas continuasen con su actividad. Como consecuencia, el trabajo en remoto fue una solución de emergencia y dio paso a una experiencia que ha acelerado la transición hacia una manera de trabajar más digital y flexible para los profesionales y las empresas. Aquí es donde surge el modelo híbrido de trabajo, una buena oportunidad de conservar las ventajas de la presencialidad sin renunciar a los beneficios del teletrabajo ni, por supuesto, a las medidas de seguridad.

¿En qué consistiría realmente el trabajo híbrido? Según un reciente artículo publicado en 'BBC': "Este modelo tiende a incluir más libertad en lo referente a cuándo y dónde trabajar. Por lo general otorga más autonomía a los empleados. Idealmente, une lo mejor de ambos mundos: estructura y sociabilidad por un lado e independencia y flexibilidad por el otro". Un procedimiento común de las empresas híbridas (acelerado por la pandemia) es designar ciertos días para reuniones presenciales en la oficina.

Salir adelante requiere, indudablemente, de un trabajo en equipo. Algo que ha demostrado la crisis actual es que la mejor solución es unirse y trabajar en conjunto, cooperar y ser colaborativos, por lo cual, los líderes se enfrentan a la valiosa tarea de articular, orientar y aconsejar a sus compañeros hacia un camino que es incierto y desconocido.

Durante los últimos meses, la palabra favorita de todos ha sido “cambio” pero pocos hablan de “oportunidad”, y es comprensible… lo más lógico es que se impongan sentimientos como incertidumbre o miedo. Pero por increíble que parezca, las dificultades siempre han sido un trampolín para reinventarse y encontrar nuevas ideas y oportunidades. También en el ámbito de la comunicación y del marketing.

En un momento en el que la mayoría de los países están luchando contra la pandemia, el papel que desempeñen las empresas en este escenario es fundamental.  Como actores clave de la economía, la responsabilidad social de las compañías consistirá en llevar a cabo una buena gestión empresarial y, principalmente, garantizar la seguridad y la organización adecuada de todos sus empleados.

Al salir de un año y medio de cambios y desafíos sin precedentes, está claro que el trabajo tal y como lo conocemos se ha transformado para siempre. El trabajo en remoto ha demostrado ser un éxito rotundo; sin embargo, las oficinas y otros lugares ofrecen muchas ventajas que simplemente no pueden reproducirse en el entorno doméstico. No cabe duda de que el enfoque híbrido será el camino a seguir para la gran mayoría de las empresas: ofrece la flexibilidad y la libertad que desean los trabajadores y, por lo tanto, beneficia a las empresas. A vía de ejemplo en GFT comenzamos a implementar el teletrabajo en España antes de que llegara la pandemia, pudiendo trabajar desde casa dos días a la semana. Cuando estalló la crisis de la covid, más de un 30% de la plantilla ya se había sumado a este plan. Actualmente, todos los trabajadores estamos 100% teletrabajando. Y aunque no se ha marcado todavía ninguna fecha para volver, estamos terminando de pilotar este modelo híbrido extremadamente flexible con muy buenos resultados.



Últimas Noticias