StartUp | Noticias | 26 JUN 2020

Una startup pretende prevenir lesiones de fútbol con tecnología

Tags: Apps startups
la tecnología simplifica la solución de los chalecos con GPS y la coloca en las piernas de jugadores canteranos y amateurs
oliver

Reducir hasta un 45% la posibilidad de sufrir una lesión supone evitar casi la mitad de las lesiones de un equipo, además de mejorar el rendimiento deportivo de un futbolista. Esto lo consigue OLIVER, una plataforma tecnológica que cuenta con un dispositivo inteligente que se coloca en la espinillera de los futbolistas para conocer sus capacidades atléticas y técnicas, su estado físico, su evolución, y permite mejorar el rendimiento tanto individual como del equipo. En definitiva, se busca conocer a los jugadores de los clubes de fútbol masculinos y femeninos, especialmente de las canteras o equipos pequeños, y saber de antemano cómo pueden progresar desde la base.

No es solo una espinillera inteligente, es mucho más que eso. La plataforma, a través de este dispositivo, ciencia deportiva y una app, brinda información clave para mejorar el rendimiento físico, el talento de un futbolista, y prevenir lesiones. Su funcionamiento es sencillo: el pequeño dispositivo que se coloca en la pierna recoge todo la información mientras el futbolista juega o entrena. Estos datos se envían automáticamente a la plataforma, y quedan a disposición del club vía aplicación móvil y web dando acceso a entrenadores, jugadores, y directores deportivos.

Entre las métricas futbolísticas y de salud que OLIVER recoge, analiza e interpreta encontramos golpes de balón, fuerza de chute, mapa de calor, distancias recorridas, velocidad segmentada, aceleración y frenada, sprints, volumen e intensidad de la sesión de juego o entrenamiento, destacándose el índice de riesgo de lesión que, de manera personalizada y en tiempo real, indica lo propenso que está un jugador a lesionarse. Con toda esta información, entrenadores, directores deportivos, médicos… reciben no solo datos sino recomendaciones sobre cómo mejorar el rendimiento, tanto del jugador como del equipo, y proyectar con información científica el futuro y éxito de ambos.

Para el lanzamiento de esta tecnología los emprendedores argentinos que están detrás de ella se han instalado en Barcelona, convirtiendo la oficina en sede global de la compañía. Desde aquí han conseguido levantar una ronda de inversión de 400 mil euros, una parte de ella captada durante la pandemia de la COVID-19, en pleno confinamiento, lo que confirma el futuro tan prometedor de esta startup. Según explica uno de los fundadores de OLIVER, José González Ruzo, su tecnología ya se está utilizando en clubes de Argentina y en academias de fútbol de Cataluña con unos resultados magníficos. “Después de cuatro años codesarrollando el producto con los primeros equipos que empezaron a utilizarlo, podemos ver como OLIVER ayuda a los clubes, preparadores físicos y misters con recomendaciones que permiten mejorar exponencialmente sus resultados individuales y colectivos”.

Estos equipos, añade González Ruzo, “consiguieron reducir las lesiones en la plantilla un 45%, mejoraron su desempeño e incluso salieron campeones en sus competencias por primera vez. Estos indicadores nos animaron a superar este contexto sanitario y fortalecer aún más el desarrollo”.

El objetivo de OLIVER es llevar la tecnología más avanzada donde no llega, como el fútbol base, las canteras, el fútbol femenino y equipos amateurs en los que se forman los jugadores y jugadoras más jóvenes. “Democratizamos el acceso a la tecnología de punta con el precio más competitivo del mercado. En la actualidad, se está usando en las canteras de equipos argentinos y uruguayos, formadores de jugadores de primer nivel como el Racing Club, Juniors y Talleres de Córdoba. OLIVER también está disponible en España, Portugal, Italia y Suiza, ya que es parte de la fase actual en la estrategia comercial para Europa.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios